Según Imcine, se registraron 34.6 millones de descargas del 2014 al 2016
Ven mucho cine mexicano... pero de manera ilegal
De las películas mexicanas estrenadas en el 2016 en salas de cine, 44% se encontró en sitios no legales, el mayor porcentaje desde el 2010.
Vicente Gutiérrez
Mar 14, 2017 |
21:25
No manches, Frida es la segunda con más descargas. Foto: Promocional
compartir

De las 238 películas mexicanas estrenadas entre el 2014 y el 2016, en Internet se registraron 34.6 millones de descargas en sitios no legales, según datos del Anuario Estadístico de Cine Mexicano 2016, publicado por el Instituto Mexicano de Cinematografía (Imcine).

La película mexicana más vista de manera ilegal fue Los Jefes (2015) del grupo de hip hop Cartel de Santa, con 2 millones 331,145 vistas.

Mientras que el año pasado, No manches, Frida con Martha Higareda y Omar Chaparro, tuvo 2 millones de descargas y Km 31-2 registró 1.1 millones de vistas.

Los estrenos de cine mexicano del 2016 tuvieron 8.5 millones de descargas y se localizó que 44% de los estrenos nacionales estaban disponibles de manera ilegal.

“Un incremento considerable con respecto al año anterior, cuando fue de 18 por ciento. El aumento en este rubro desde el 2010, año en que inició el registro, deja ver que las películas fueron rápidamente puestas en los diferentes sitios no legales, como el caso de ¿Qué culpa tiene el niño?, encontrada en 28 sitios no legales; El cumple de la abuela, en 27, y No manches, Frida y Rumbos paralelos, en 20 cada una”, se lee en el informe.

A pesar del auge de las plataformas digitales como Netflix o Blim, el consumo no legal permanece como una forma de acceder a títulos de reciente estreno y de difícil acceso a través de otras ventanas.

“Así como el consumo legal se ha ampliado, las descargas y visualizaciones no legales se han expandido a series de televisión. Buena parte de las películas mexicanas que se visualizan de manera no legal no siempre pueden encontrase en sitios legales”, agrega el informe.

Por esto, es importante acortar las ventanas de exhibición “o incluso estrenar de manera simultánea para generar mayores posibilidades de acceso legal”.

Sí hay opciones legales
para ver cine mexicano

Según datos de The Competitive Intelligence Unit, Netflix concentró 70% del mercado de OTT con 4.4 millones de suscriptores, 1% más que el año anterior. A su vez, Blim, de la empresa Televisa, surgió para competir en el mercado de VoD.

En el 2016 operaron 17 plataformas digitales que ofrecen diferentes tipos de películas. Si bien Netflix, Clarovideo y Blim concentran más de 90% de los suscriptores, existen perfiles de público y contenidos cada vez más diversos.

El cine mexicano sigue posicionándose dentro de esta oferta en cuatro plataformas digitales públicas: FilminLatino, Cinema México Digital (antes Pantalla Digital Cinema México), Pantalla CACI y Retina Latina.

La otra piratería que afecta
a la producción nacional

Basta darse una vuelta por un tianguis o afuera de una estación de metro para ver la inmensa piratería física que afecta al cine de Hollywood, México y de otros países; incluso también existe de arte, de culto y clásicos de la cinematografía internacional.

En el 2016, más de 40% de las películas mexicanas estrenadas se localizó en el comercio informal a un precio cada vez más bajo.

Pero a pesar de que la piratería física crece, las autorizaciones para distribuir películas en DVD han disminuido en más de 60% desde el 2012.

“Esto se relaciona directamente con el incremento de plataformas digitales y sitios de Internet que ofrecen películas y otros contenidos audiovisuales.

“Asimismo, los puntos de venta y renta de DVD/Blu-ray cada vez son menos. Las tiendas departamentales y las especializadas, como Mixup, han reducido su catálogo de manera considerable”. Blockbuster desapareció el año pasado ante la crisis a pesar de que TV Azteca quiso innovar con el concepto de B-Store.

Las películas son el contenido audiovisual con mayor número de autorizaciones de la Dirección General de Radio, Televisión y Cinematografía para DVD, seguidas de las series. Pero es tal la crisis física que este año no se autorizaron telenovelas, lo que coincide con el lanzamiento de la plataforma Blim, de Televisa, que es el mayor productor de melodramas y comedias y que hoy están en su plataforma.

“El número de títulos autorizados para Blu-ray se mantuvo en los mismos niveles que en el 2015. En este formato, las películas fueron también el contenido audiovisual con más autorizaciones, 82% del total, seguidas de las series, con 11 por ciento”.

En el 2016, se autorizaron títulos provenientes de 32 países para DVD y de 21 para Blu-ray. Estados Unidos fue el país con más títulos, con 56% del total para DVD y 70% para Blu-ray.

Los títulos mexicanos alcanzaron 10% del total para DVD y 8% para Blu-Ray.

Los títulos de países iberoamericanos (España, Argentina, Brasil, Colombia y República Dominicana) sumaron 4.4% para DVD y 3.8% para Blu-ray (España, Argentina y República Dominicana).

En el 2015 se estrenaron 38 películas mexicanas en DVD y en Blu-Ray, en el 2016 el número bajó a sólo 21, lo que muestra el desinterés de los productores por llevar su producto al formato físico; el futuro está en las plataformas digitales.

vgutierrez@eleconomista.com.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de