Universidad para todos los bolsillos

Credito:

Gabriela López / El Economista

Pagar la universidad de los hijos es una de las mayores preocupaciones de los padres; sin embargo, la falta de solidez económica es una de las principales razones por las que muchos jóvenes no estudian una licenciatura.

De acuerdo con la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (Anuies), 755,801 jóvenes ingresaron a universidades privadas en el año 2007, de un total de 2 millones 286,485 de estudiantes que entraron a cursar la licenciatura. Sin embargo, en ese periodo sólo 76,329 lograron terminar la carrera y entrar a una especialidad o maestría.

“Prevenir permite que en su momento los muchachos puedan escoger cualquier carrera”, dijo Eduardo López, de la Universidad Panamericana.

No obstante a pesar de los altos costos de las universidades privadas, aún es posible enviar a sus hijos a la mejor institución educativa del país.
¿Cómo?, a través de las diferentes opciones de crédito y ahorro que existen en el mercado: ahorro, beca-crédito y fideicomiso.

La ventaja que se ofrece es cubrir los ahorros contra la inflación o devaluación de la moneda, incluso dan rendimientos y cubren al beneficiario en caso de fallecer el padre.

Recuerde que lo importante es no dejar el dinero en el “cochinito”, sino depositarlo en un instrumento de inversión que haga crecer este ahorro.

La Universidad Panamericana ofrece créditos educativos a través de cuatro instituciones financieras: Finae (Financiera en Apoyo a la Educación), Santander, HSBC y Fonacot. Los cuatro créditos tienen el mismo plazo para pagarse y es el doble contra el tiempo del crédito. Las tasas van de 9.95 a 14.5% según el crédito que se elija, detalló Víctor Isolino Doval, coordinador de Comunicación Social de la UP.

Créditos universitarios

Conscientes de que muchas veces los costos de las colegiaturas son elevados para estudiar en ellas y ante la gran demanda de jóvenes que están interesados en prepararse, muchas universidades ofrecen planes crediticios a los alumnos.

En términos generales, se trata de un préstamo a tasas preferenciales que las instituciones hacen a los estudiantes para que puedan cubrir el costo de las colegiaturas.

El Crédito Educativo Tec, que ofrece el Instituto Tecnológico de Monterrey, ofrece plazos de pago flexibles y una tasa fija de 8.5% anual y da hasta 15 años de plazo para pagar.

Ixe tiene un crédito personal que diseñó exclusivamente para la Universidad Iberoamericana, con el propósito de que los alumnos puedan financiar el pago de sus colegiaturas (incluyendo las ya vencidas), con un plazo de 12 a 36 meses y con una tasa fija anual de 20 por ciento.

Fideicomisos

Para los que son previsores y para quienes les gusta ahorrar y hacer planes de largo plazo, los fideicomisos educativos son la opción ideal. Este tipo de inversiones buscan crear un fondo de ahorro que, además de dar rendimientos, permita en determinado momento ser utilizado para elegir la universidad deseada.

Seguros educativos

Otra opción son los planes que ofrecen las empresas aseguradoras, y una de sus principales ventajas es que en caso de fallecimiento del tutor, el beneficiario del crédito (el hijo o hijos) puede seguir obteniendo recursos para concluir sus estudios.

En este caso, la aseguradora se compromete a seguir pagando la prima acordada hasta que el estudiante cumpla 15, 18 o 22 años, según el plan que se haya contratado.

Expertos de la Condusef recomiendan a los usuarios adquirir estos seguros en dólares o Unidades de Inversión (Udis), que se convierten en pesos de acuerdo con el tipo de cambio vigente en el momento del pago de la prima y cuando el seguro se hace efectivo.

glopez@eleconomista.com.mx

esto es para todos los bolsillos???

Este periodista esta fuera de la realidad, y que opciones hay para la gente que no llega a la clse media????

Con respecto a la gente que no llega a la clase media

Mexicana de Becas es un Fondo de Ahorro Educativo, con 17 años de experiencia, que te permite ahorrar de forma flexible, en la medida de tus posibilidades para cubrir total o PARCIALMENTE los costos de la educación futura de tus hijos. Tu ahorro se invierte en un Fideicomiso de carácter Abierto generando atractivos rendimientos que permiten hacer crecer tu dinero, mismo que será entregado de forma anual cuando tus hijos ingresen a la universidad o a la preparatoria que elijan. EL PLAZO DE AHORRO ES DE 4 Y 5 AÑOS EN VEZ DE 15 o 18 años

sanluispotosi@mb.com.mx

UNAM, La mejor opción

Lo mejor sería promover la inversión en la educación pública para que éxistan más posibilidades de que sus hijos estudien en la UNAM, IPN o UAM como ejemplo, en vez de fomentar el negocio de la discriminación educativa del país.

Hay seguros para todos los bolsillos

Cuando los padres consideran esta alternativa, deben tener en cuenta su capacidad real y sobre esa base crear su fondo. Es muy natural que todos busquemos crear un fondo para las universidades más caras; sin embargo, muchas veces al desilusionarnos con algo que resulta "poco viable" abandonamos el proyecto y sin querer asumimos los riesgos de enfrentar el gasto cuando se presente.

Existen seguros para todos los bolsillos; el seguro educativo otorga certeza y tranquilidad para los padres pues de acuerdo a su capacidad les ayuda a generar un ahorro que podrán disponer cuando su hij@ llegue a la prepa y/o universidad. La gran ventaja es que desde el primer pago tienes el respaldo y la tranquilidad que tu hij@ podrá contar con el dinero que definiste; en caso de que el padre, la madre o ambos llegaran a invalidarse o a fallecer y no pudieran concluir con su ahorro, el seguro entregará los recursos que definiste para la educación.

Te invito a evaluar tu situación y definir el monto que puedes destinar; más vale tener un monto "pequeño" que realmente se pueda lograr, a construir un castillo en el aire y perder parte de tus ahorros por no concluir tu ahorro. Además, siempre podrás realizar aportaciones adicionales para incrementar tu ahorro cuando recibas un bono, premio o aguinaldo. Puedes encontrar más consejos sobre seguros en www.infoseguros.com.mx

saludos
Héctor Hernández