AMIB
Crean carretera para el ahorro voluntario
Participan en las estrategias de repatriación de capitales, el certificado Prime y hasta en las negociaciones del TLCAN.
Patricia Ortega
Sep 13, 2017 |
11:37
Foto EE: Hugo Salazar
relacionadas
compartir
Widgets Magazine

Platicar con José Méndez Fabre es hablar de la experiencia de 46 años en los mercados financieros nacionales e internacionales. Desde muy joven encontró la pasión en la economía y los negocios. Mientras estudiaba la maestría en finanzas, “se me cruzó una oportunidad en Estados Unidos como corredor de granos, tenía que cotizar granos: soya, maíz y realizaba mis coberturas en el mercado de Chicago”.

A lo largo de su carrera profesional, vivió las crisis financieras, las devaluaciones del peso mexicano, los altos niveles de inflación, momentos complicados en la economía mexicana que dejaron huella a su paso en diversas entidades financieras.

“Empecé como ejecutivo de cuenta en bancos, compramos una compañía de seguros hace mucho tiempo, Seguros Progreso, después estuvimos en arrendamiento, factoraje, banca comercial, banca internacional, casa de bolsa, banca de inversión, fondos de inversión, mercados bursátiles tanto de deuda como derivados”, comentó el actual presidente de la Asociación Mexicana de Intermediarios Bursátiles (AMIB).

Mientras era socio y director general adjunto, miembro del Comité de Riesgos, del Comité de Comunicación y Control y del Comité de Remuneraciones de Casa de Bolsa Finamex le surgió la oportunidad de ser líder en la asociación. “Desde el 2010 estoy en la AMIB, empecé con los consejos, las comisiones ejecutivas y el cabildeo. Me siento muy a gusto en el sector bursátil, tienes que poner enfrente temas del gremio, más que temas institucionales, no es fácil porque cuando estás en una empresa, pues tu objetivo principal es maximizar las utilidades de los accionistas”.

“Es una diferente dinámica de hacer deals, no de maximizar utilidades, sino cómo le haces para conseguir y conciliar los intereses de 34 casas de bolsa es un tema bastante interesante, por ejemplo, en el 2010 propusimos, por primera vez, el tema de la repatriación de capitales”, dijo.

Repatriación de capitales

En el 2010 y el 2011 “veíamos que el resto del sector financiero mundial estaba muy golpeado, por la crisis del 2008 y México no, teníamos un diferencial de atractivos en las tasas de interés frente al resto del mundo. Lo que propusimos (AMIB y CCE) fue tomar ventaja y hacer un esquema de repatriación de capitales; sin embargo, no lo pudimos operar”.

Mencionó que en enero del 2017 después de la llegada de Donald Trump a la presidencia, “los sectores privado y laboral firmamos este acuerdo y empezamos a explorar la repatriación de capitales y el decreto salió muy rápido”.

El sector financiero fue detectando las acciones necesarias para atraer más capital. Por ejemplo, “cuando hablabas con los clientes, las bancas privadas, te dabas cuenta de que había gente que no quería tomar el riesgo de la operación cambiaria.

Decían traigo el dinero, pero lo quiero tener en dólares. Y se encontró una mecánica a través de los fondos de inversión, donde pueden invertir en dólares, esa estrategia fue muy atinada por parte del Sistema de Administración Tributaria, trabajamos de la mano, sector y autoridades”, agregó Méndez Fabre.

Mencionó que sugirieron algunos cambios que se reflejaron en la sección de preguntas y respuestas y que hicieron más atractiva la repatriación de capitales, “aquella gente que tenga alguna posición en renta variable ya no la tiene que deshacer, si ha recibido dividendos paga 8%, queda regularizado”.

Eso hace que la captación esté actualmente en más de 220,000 millones de pesos, cuando estimábamos que iba a estar en 60,000, “Nos acercamos a la SHCP, le pedimos una prórroga para la Repatriación de Capitales, ahora es hasta el 19 de octubre, creo que vamos a estar rebasando 250,000 millones de pesos. El 31 de diciembre se detallará en qué se invirtieron los recursos, lo que es una realidad es el crecimiento del sector de fondos”.

Ahorro interno y pensiones

José Méndez Fabre dijo que están preocupados más allá del ahorro para el retiro, “la preocupación viene, cuando analizas la composición, en el 2006 era 80% ahorro interno y 20% ahorro externo y en el 2016 era 65% de ahorro interno y 35% de ahorro externo”.

“El ahorro interno sirve para financiar proyectos de infraestructura y tecnología, impulsar créditos, incluso, los especialistas señalan que aquellos países que tienen más ahorro interno son los que mantienen tasas de crecimiento sostenibles mayores”.
Consideró que la composición adecuada del ahorro interno es la que teníamos en el 2016 de 80-20.

“El tema del ahorro para las pensiones es bastante complicado, sabemos que el ahorro de 6.5% es insuficiente y debemos estar a tasas de 12 o 13%, por ello, se están desarrollando estrategias y portafolios para fomentar el ahorro voluntario, ya que la tasa de remplazo para las pensiones será insuficiente”.

En el 2015 le hicieron la propuesta a la SHCP basada en cuatro pilares para complementar el ahorro forzoso. La AMIB fue el catalizador, pero es una propuesta del sector financiero (se sumaron los bancos, los seguros y la Amafore).

1) Empoderar a la empresa. Que la empresa sea la que maneje el ahorro voluntario. A través de que todas las empresas en México tengan un plan de pensiones de largo plazo para sus empleados, lo abrimos no sólo para las afores sino para todo el sector financiero.

2) Pongamos a todo el sector financiero a competir con estos planes y la empresa decide cuál es el mejor. Le das al trabajador la opción de decir que no le interesa el plan de pensiones de la empresa, es voluntario.

3)Que sea portable, vamos a competir todos, que los recursos se puedan mover, que en esa portabilidad el trabajador no pierda su ventaja fiscal de un plan de pensiones.

4) Homologar todos los temas regulatorios y fiscales.

Dijo que están trabajando con la subsecretaria de Hacienda, Vanessa Rubio, determinando los productos financieros que califican para la estrategia de ahorro voluntario, las posturas fiscales, entre otros elementos esenciales.

“Estoy optimista de que, en esta administración, podamos tener la carretera para el ahorro voluntario”, mencionó el líder de las 34 casas de bolsa del país.

Consideró que algunos de los productos que podrían competir son cuentas especiales de ahorro, planes privados de pensiones, seguros con inversión, entre otros. “Lo interesante es que vas a poner a todo el sector financiero a competir para fomentar el ahorro voluntario”.

TLCAN

Méndez Fabre comentó que van a estar de la mano con la SHCP para la negociación de los servicios financieros en el TLCAN y analizarán los puntos. “En el TLCAN no había un tema de servicios financieros y lo que nosotros decimos, es que no lo haya”.

Proyectos AMIB

Consideró que el programa de Certificación Prime que desarrollaron en alianza con la BMV y Bancomext, donde han identificado hasta 60 empresas de la cartera de inversión del banco de desarrollo que califican para el programa y que podría fomentar una mayor participación en el mercado bursátil.

También, “estamos en un programa junto con la Universidad Anáhuac y la BMV para la empresa familiar, darles las herramientas necesarias para que puedan cotizar en Bolsa a través de diversos incentivos”, concluyó José Méndez Fabre.

patricia.ortega@eleconomista.mx

Estrategias AMIB

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de