falta de mantenimiento aqueja a una pista
Análisis alerta sobre “riesgos fatales” en el AICM
El documento fue producido por el propio aeropuerto como parte de una solicitud de recursos a la SHCP para hacer las reparaciones, pero el director de la terminal negó en entrevista que haya peligros operacionales.
Alejandro de la Rosa
Feb 17, 2016 |
0:57
$133 millones solicitó en enero el AICM a la SHCP para realizar mantenimiento mayor a una de sus pistas.
relacionadas
compartir

Una de las dos pistas del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM) presenta problemas estructurales por falta de mantenimiento mayor, lo que podría causar “daños considerables y riesgos de seguridad para los pasajeros”, refiere el análisis costo-beneficio que la terminal entregó a la Secretaría de Hacienda para que ésta le autorice el uso de 133 millones de pesos para realizar las reparaciones correspondientes.

El documento refiere que esas tareas se deben realizar cada dos años para mantener la pista en óptimas condiciones, pero éstas no se han realizado, por lo menos desde el 2013, año en el que el AICM solicitó los recursos sin éxito. De esa fecha hasta ahora, los desperfectos en la carpeta asfáltica de la pista 05L-23R han empeorado por los “hundimientos diferenciales y cargas sometidas”, a pesar de los mantenimientos menores que se han hecho.

Sin embargo, el propio director del aeropuerto, Alexandro Argudín, no compartió del todo dicha información y aseguró en entrevista que no se han utilizado pistas, calles de rodaje o plataformas que pudieran significar un riesgo de operación y que están “perfectamente atendidas” con los trabajos de rehabilitación parcial que han hecho.

Los trabajos de mantenimiento mayor a la misma, se asegura en el documento en el que intervino la Subdirección de Ingeniería del AICM, elevaron su costo de 90 a 133 millones de pesos del 2013 a la fecha porque el mantenimiento tiene que ser mayor al previsto originalmente.

Además, indica que los hundimientos que se presentan en la pista generan encharcamientos en época de lluvias, lo que significa un aumento en el peligro por derrape de las aeronaves, y “existe un alto peligro para los aviones al despegar y aterrizar, ya que los hundimientos no pueden ser calculados por los sistemas PAPI (Precision Approach Path Indicator), lo que genera una variación en la inclinación con la que los mismos debe aterrizar. Esto conlleva a que las aeronaves puedan sufrir una catástrofe fatal”.

Al respecto, el director del AICM explicó que las tareas de mantenimiento que se han hecho en la pista permiten mantener el estándar operacional exigido por la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC), por lo que no encuentra problemas de seguridad, pero admitió que sí se realizarán trabajos más exhaustivos y que para este año cuenta con un presupuesto de 2,600 millones de pesos para mantenimiento de toda la terminal.

“El trabajo que planteamos es integral, mayor, que nos permitirá volver a tener altas especificaciones que le permitirán al aeropuerto operar en condiciones de seguridad los siguientes años”, comentó. Las licitaciones se publicarán el próximo mes y los trabajos durarán 3.5 meses.

¿Incidentes o accidentes?

En la información mostrada en el análisis-costo beneficio aparecen algunas fotografías donde se explica que en julio del 2015 se presentó un incidente en el aeropuerto derivado del mal estado de la carpeta asfáltica y como pie de foto menciona: Fuente: AICM, 2015. Dicho avión pertenece a la Presidencia de la República.

También hay referencias a otro incidente ocurrido a un avión de Magnicharters, en noviembre pasado, “que aumentó los daños en la estructura de la pista, la cual sufrió de barridos por una turbina, lo que generó zonas con levantamiento de material y marcas de daño en la pista a nivel estructural que empeoró las condiciones de la pista”.

Sobre ello, Argudín dijo: “Puedo afirmar que como director del aeropuerto, en 15 meses no ha habido ni un solo incidente a la aviación que esté relacionado con las condiciones físicas de las superficies: pistas, rodajes y calles. Esto se puede acreditar a partir de las actas de la DGAC”.

“Los incidentes o hechos que se manifiestan en el documento integrado para el costo beneficio no están soportados en documentos oficiales de la DGAC”, comentó, luego de rechazar que haya autorizado la inclusión de esa información.

Sobre el avión que forma parte de la flota de Presidencia, dijo que aún está en proceso de investigación (pero no por la DGAC) sobre lo que ocurrió, y sobre el de Magnicharters afirmó que recorrió la pista minutos después, la cual se cerró cinco horas para hacer limpieza y nuevamente se puso en servicio “porque no había daño que impidiera su operación segura y correcta”.

El director del aeropuerto comentó que en breve harán los ajustes necesarios al documento debe autorizar la SHCP.

¿Qué le dicen las aerolíneas? Ellos son los usuarios todos los días y tienen sus bitácoras.

Ningún reporte.

Sobre los pilotos, ¿ha existido el caso de alguno que alerte que esta pista está mal?

No, no hay ninguno. Ellos reportan en ocasiones presencia de una bolsa de plástico en la pista y se recoge.

Que hay actualmente, y se puede constatar con la comandancia del aeropuerto de la DGAC, que no hay incidentes reportados producto de la infraestructura.

empresas@eleconomista.com.mx

riesgo letal

0 Comentarios
Comentarios