pláticas comienzan en agosto
Trump activa proceso para renegociar TLCAN
El presidente estadounidense notificó formalmente a su congreso la intención de pactar un nuevo acuerdo comercial con sus socios de América del Norte.
Donald Trump. El presidente de EU hizo de la renegociación del TLCAN una promesa de campaña. Foto: AP
relacionadas
compartir

Dada la urgencia manifiesta del presidente estadounidense, Donald Trump, y los procedimientos legales establecidos, la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) arrancará el próximo 16 de agosto.

Oficialmente, la administración de Trump informó este jueves al Congreso su intención de renegociar el TLCAN, con lo cual inició un período de consulta de 90 días en el Congreso, tras lo cual se dará luz verde para ello.

En una primera reacción, la Secretaría de Economía dijo que el gobierno de México se “congratula” por esta notificación al Congreso estadunidense y que espera un proceso “constructivo” en la redefinición de las nuevas reglas de los flujos de comercio e inversión entre México, Estados Unidos y Canadá.

La notificación pudo darse tras un largo proceso para ratificar al representante de Comercio estadounidense, Robert Lighthizer, quien fue nominado el 3 de enero para ser juramentado en su cargo apenas el lunes pasado, siendo el último alto funcionario del gabinete de Trump en entrar en funciones.

Adicionalmente, como parte de las condiciones para que Trump pudiera hacer la notificación, Lighthizer concluyó dos días de reuniones con los comités de Finanzas del Senado y de Medios y Arbitrios de la Cámara de Representantes, así como con grupos especiales de asesores comerciales compuestos por legisladores de ambas cámaras.

“Los países de América del Norte merecen un instrumento moderno que regule su relación comercial. El acuerdo trilateral ha sido de inmenso beneficio para todas las partes. México espera un proceso de negociación constructivo, que permita aumentar la cooperación y la integración económicas y fomentar la competitividad regional”, dijo la Secretaría de Economía, en un comunicado.

Desde el 1 de febrero, el gobierno mexicano anunció el arranque de un proceso formal de consultas con el sector privado y otros actores relevantes en México por un periodo de 90 días sobre los cambios al TLCAN.

El proceso de consulta en México ha sido coordinado por la Secretaría de Economía, a través de los mecanismos ordinarios establecidos. Durante el mismo, según la dependencia, se ha tenido una participación activa del Senado de la República, conforme a las facultades que le corresponden en materia de política exterior.

También Canadá destacó avances en su propio mecanismo de consulta para las modificaciones al TLCAN, que entró en operación en enero de 1994, fecha a partir de la cual los tres países iniciaron un proceso de 14 años para eliminar gradualmente miles de barreras con miras a tener una integración regional. A la fecha, prácticamente todos los productos comercializados entre la región no pagan aranceles.

“En los meses recientes, con respecto al TLCAN, mis colegas y yo hemos estado escuchando a los canadienses en todo el país y de todos los sectores y contextos”, comentó este jueves, Chrystia Freeland, ministra de Relaciones Exteriores de Canadá.

Escueta notificación

La carta de dos cuartillas y enviada por Lighthizer, dice que el TLCAN necesita ser mejorado en las áreas de derechos de propiedad intelectual, comercio digital, empresas estatales, procedimientos aduaneros, seguridad alimentaria, medidas sanitarias y fitosanitarias, derechos de los trabajadores, pequeñas y medianas empresas y protección del medio ambiente.

En la misiva se menciona, asimismo, que el gobierno de Trump busca establecer mecanismos para una “implementación efectiva” de los compromisos hechos por México y Canadá y que la aplicación de las normas comerciales “debería mejorarse en el contexto del TLCAN”.

Los legisladores demócratas del Congreso cuestionaron la notificación al Congreso, aduciendo que las intenciones de renegociación del TLCAN plasmadas en la misma son vagas y lejanas con respecto a los compromisos de campaña de Trump, quien prometió reestructurar el acuerdo para favorecer a los trabajadores estadounidenses.

Contenido perfilado del TLCAN

EU ha sido ambiguo sobre lo que quiere renegociar en el TLCAN; aquí algo de lo que se ha planteado:

  • En la notificación, Robert Lighthizer dijo que el TLCAN necesita ser mejorado en las áreas de derechos de propiedad intelectual, comercio digital, empresas estatales, procedimientos aduaneros, seguridad alimentaria, medidas sanitarias y fitosanitarias, derechos de los trabajadores y protección del medio ambiente, aspectos comprendidos en el Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP).
  • La administración de Trump ha destacado que tiene interés en modificar las reglas de origen, que se refieren al criterio pactado en un tratado de libre comercio para definir cuándo un bien es considerado originario (por su nivel de contenido regional) para gozar de las preferencias arancelarias.
  • El gobierno de México ha puesto énfasis en que no aceptará que se incrementen los aranceles en el comercio de productos ni que se impongan cupos u otros mecanismos relacionados con el “comercio administrado”.
  • La administración de Trump planteó primero la eliminación del capítulo 19 del TLCAN, que permite impugnar medidas de remedio comercial, como cuotas antidumping o cuotas compensatorias por subsidios prohibidos. Pero en la notificación de este jueves hizo referencia a mejoras en este sentido.

EU inicia proceso de consultas

Con la notificación que hizo este jueves el representante comercial de Estados Unidos, Robert Lighthizer, al Congreso sobre su intención de renegociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), inicia un periodo de 90 días en los cuales el gobierno de ese país no puede negociar con sus contrapartes.

Esa cláusula no existe ni en las leyes de México ni en las de Canadá, de modo que los funcionarios mexicanos y canadienses sí pueden sostener encuentros entre sí para negociar los cambios a ese tratado.

Lighthizer declaró este jueves que el TLCAN no ha sido exitoso para la manufactura de Estados Unidos y agregó que muchas de las negociaciones serán bilaterales, aunque espera que el acuerdo final refleje la estructura actual del tratado.

La renegociación del TLCAN se hará bajo la actual Trade Promotion Authorization (TPA), antes conocida como fast track (vía rápida). Este proceso, aprobado por el Congreso estadounidense, vence en julio del 2018.

Según la TPA, el Ejecutivo debe enviar una carta de intenciones detallada a las dos comisiones pertinentes de ambas cámaras legislativas y consultar el contenido de la misma con ellas durante 90 días.

La TPA otorga al Ejecutivo estadounidense la facultad de llevar a cabo negociaciones comerciales y presentar los acuerdos firmados al Congreso, para que éste los ratifique o desapruebe, sin modificar su contenido.

rmorales@eleconomista.com.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de