conclusión podría ser en el 2018: lighthizer
El TLC 2.0 puede no concluir en 2017: EU
Estados Unidos está determinado a lograr un buen tratado de acuerdo con sus intereses sin estar en una batalla contra el tiempo, aseguró Robert Lighthizer.
Roberto Morales
Jun 22, 2017 |
0:14
Robert Lighthizer, representante comercial de la Casa Blanca.
relacionadas
compartir
Widgets Magazine

El gobierno de Estados Unidos afirmó este miércoles que pretende pactar un nuevo Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) “con altos estándares”, como resultado de la renegociación del mismo, cuyo inicio se espera aproximadamente para el 16 de agosto.

“Vamos a ver un buen acuerdo, lo vamos a tener tan pronto como podamos, pero sin un plazo artificial”, dijo Robert Lighthizer, representante comercial de la Casa Blanca al Comité de Finanzas del Senado.

Tanto Wilbur Ross, secretario de Comercio de Estados Unidos, como Ildefonso Guajardo, secretario de Economía de México, han destacado la conveniencia de que las negociaciones se cierren antes de que se empalmen con el proceso electoral de México, que incluyen las elecciones presidenciales para el 3 de junio del 2018.

“La gente ha hablado de que esto se está haciendo para el final del año (2016). Eso puede ocurrir; no lo sé. No tengo ningún plazo”, comentó Lighthizer.

Hasta ahora, ni Estados Unidos, ni México, ni Canadá han anunciado formalmente qué disposiciones buscarían en una renegociación del acuerdo. Incluso el gobierno del presidente Donald Trump está impedido por ley a negociar con sus contrapartes antes del 16 de agosto.

Trump ha dado algunas líneas generales, como hacer más estrictas las reglas de origen, y un referente adicional está en el contenido del Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP, por su sigla en inglés), del cual Trump sacó a su país antes de que entrara en vigor. En el TPP se incluyeron disposiciones en materia laboral, empresas de propiedad estatal, medicamentos biológicos, propiedad intelectual, comercio electrónico, reglas de origen y medicamentos innovadores, entre otras.

“Espero obtener un acuerdo de alto nivel o no vamos a volver con un acuerdo”, dijo Lighthizer, en respuesta a un cuestionamiento del senador Ron Wyden, sobre si estaba dispuesto a seguir negociando más allá del final del 2017 hasta asegurar un “acuerdo de alto nivel”.

Ron Wyden, senador demócrata de Oregon, pidió la eliminación del Capítulo 19 de resolución de controversias, pactar nuevas reglas para lácteos y vinos y añadir un capítulo sobre manipulación de divisas.

El presidente del Comité de Finanzas, el republicano Orrin Hatch, recomendó enfocar las negociaciones en asuntos comerciales, más que en asuntos laborales y ambientales.

La Representación Comercial de Estados Unidos ha recibido más de 12,000 opiniones del público sobre los objetivos para la negociación del TLCAN y Lighthizer anunció que para completar el proceso se realizaran audiencias públicas los días 27, 28 y 29 de junio.

Vigente desde 1994, el TLCAN inició una nueva generación de acuerdos comerciales en el Hemisferio Occidental y otras partes del mundo, influyendo en las negociaciones en áreas tales como acceso al mercado, reglas de origen, derechos de propiedad intelectual, inversión extranjera, resolución de disputas, derechos de los trabajadores y protección ambiental.

“Sólo en caso de que haya un estancamiento, regresaré al Congreso para informarles”, dijo Lighthizer.

CCE se reúne con homólogos de Canadá

Integrantes del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) sostuvieron reuniones de trabajo con una importante delegación empresarial del Consejo Canadiense para las Américas, en el marco del inicio de negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

Mediante un comunicado, la cúpula empresarial detalló que empresarios canadienses y mexicanos —representantes de sectores de energía, minería, automotriz, aeroespacial, infraestructura y servicios, entre otros— discutieron las distintas perspectivas de los temas técnicos que la modernización del tratado podría considerar, así como de los principios que deben conducir el proceso y la modernización del Tratado.

“En consonancia con las conversaciones mantenidas con los empresarios estadounidenses durante el US-Mexico CEO Dialogue, celebrado hace algunos días, los representantes del sector privado mexicano y canadiense coincidieron en destacar algunos principios básicos para la modernización del TLCAN, por ejemplo, llevar adelante las negociaciones de forma trilateral, manteniendo la integración entre los tres países; sumar sobre lo ya construido para fortalecer y abrir oportunidades de crecimiento en favor de la competitividad de la región y de cada país”, precisó.

El CCE también destacó que otros de los principios para la discusión son: no dañar a los sectores productivos ni los empleos, ni retroceder sobre lo ya avanzado; asegurar una negociación rápida y eficiente para reducir la incertidumbre; así como incentivar una estrecha coordinación de los gobiernos con el sector privado para dar certeza en el proceso.

Por último, el CCE señaló que se acordó seguir trabajando en mecanismos de diálogo y coordinación binacionales entre los respectivos sectores empresariales. (Con información de Redacción)

rmorales@eleconomista.com.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de