Maxcom analiza quiebra; acciones se derrumban

Credito:

Redacción

La empresa Maxcom Telecomunicaciones analiza todas sus alternativas para su proceso de reestructura, incluyendo la de acogerse al capítulo 11 de la Ley de Quiebras de Estados Unidos, tras haber fracasado en acuerdo de compra con Invex.

El anuncio afectó las acciones de la empresa, que bajaron 16.49% a 4.00 pesos. Maxcom compite México en el mercado de telefonía fija, móvil e Internet, así como en TV de paga. Cerró el tercer trimestre del 2012 con ganancias por 44 millones de pesos y 366,393 líneas de voz fija, además de 124,000 clientes de internet residencial.

En un comunicado, la empresa dio a conocer que la oferta lanzada por Invex respecto a la adquisición forzosa de acciones y certificados de participación ordinarias quedó sin efecto al no cumplirse las condiciones a las que estaba sujeta, entre ellas, la consumación de la oferta de intercambio de las notas 2014 en circulación por nuevas.

Dijo que sólo 61.93% de las viejas notas fueron ofrecidas para el intercambio, “las cuales no fueron suficiente para completar el canje, que era un requisito en la oferta lanzada por Ventura Capital”.

Maxcom intentaba completar la oferta de compra de 2.90 pesos por acción, además de una inversión de 45 millones de dólares para la modernización de su red.

Además de la solicitud de bancarrota, Maxcom informó que requiere lograr un acuerdo con sus tenedores de bonos para que acepten una oferta de canje, de lo contrario podría incumplir el pago de un cupón con vencimiento al 15 de junio.

En diciembre de 2012, Maxcom aceptó una oferta por parte de Ventura Capital para adquirir en un precio de 2.90 pesos por acción el total de los títulos en circulación de la empresa mediante una oferta pública.

En febrero pasado, Invex Banco inició una oferta para comprar la totalidad de la firma de telecomunicaciones por unos 60 millones de dólares, y mantendría el ofrecimiento hasta el 20 de marzo.

El 17 de marzo pasado, la telefónica anunció que 61.4% de sus tenedores de deuda ya había aceptado el plan de reestructura, mientras que Ventura Capital exigía una adhesión de 90% de los tenedores.


ABSORBIDA POR LA COMPETENCIA

Según expertos, Maxcom podría considerar incluso una eventual adquisición por parte de empresas como Telefónica o Nextel, que estarían fuertemente atraídas por su infraestructura y concesiones.

En opinión del presidente de la firma de consultoría Signals Telecom, José Otero, si bien Maxcom es un operador relativamente pequeño, su red de fibra óptica nacional y las licencias de espectro que posee para la oferta de servicios fijos son sus principales atractivos.

“En este sentido, Maxcom como pionero de IPTV en México se vuelve mucho más atractivo que un cablero regional”, argumentó.

Maxcom, expuso, opera en un sector del mercado de telecomunicaciones que requiere grandes inversiones en infraestructura, pero contrario a las redes inalámbricas los periodos de despliegue son muy lentos y su foco principal no son individuos sino hogares o negocios.

“Aunque la operación de este empresa es bastante pequeña, su adquisición por empresas como Telefónica o en un caso extremo Nextel, significaría adquirir no solo clientes fijos sino también una red de fibra óptica nacional y varias licencias de espectro radioeléctrico para la oferta de servicios fijos”.

apr/ Con información de Reuters y Notimex