Apuesta a reformas estructurales
El futuro está en empresas familiares
General Atlantic ha invertido US2,000 millones en firmas de América Latina, aseguró su director general.
Luis Cervantes comentó que listarse en Bolsa no es caro, por todos los beneficios que trae. Foto Archivo EE: Hugo Salazar

General Atlantic es un fondo de capital global con 20,000 millones de dólares bajo administración. Tan sólo en América Latina ha invertido poco más de 2,000 millones de dólares en empresas familiares y emprendedoras, desde hace 15 años, cuando abrió su primera oficina en la región, en São Paulo, Brasil.

Luis Cervantes Legorreta, vicepresidente de General Atlantic y su director general para México, celebró la apertura de su oficina en la ciudad de México, aunque desde el 2013 ha invertido en el país desde el cono sur.

En entrevista, platicó que en el 2012 se tomó la decisión de mirar hacia México desde Brasil para convertir al país en el siguiente mercado de expansión en América Latina.

“En esos tres años quisimos tener un grupo sólido de senior advisors, donde entraron Enrique Castillo Sánchez Mejorada y Javier Molinar, con todo su expertise”, recordó.

En México, la firma ha invertido, agregó, en empresas del calibre de Despegar.com, Santander Asset Management, Sura Asset Management y Privalia.

Antes de entrar formalmente en México, General Atlantic buscó una primera inversión mexicana y la consiguió el año pasado con la farmacéutica Sanfer. “Entonces nos convencimos de que México era suficientemente atractivo para tener una presencia física”, puntualizó.

Hay confianza

Cervantes dijo tener confianza en el futuro de México, sobre todo a raíz de las reformas estructurales recientemente aprobadas, principalmente la energética y la de telecomunicaciones, con las que pretenden sin lugar a dudas participar de manera activa.

Además, indicó, México cuenta con muchas empresas del perfil que busca General Atlantic. Este fondo invierte minoritariamente, es decir entre 20 y 40%, en empresas familiares con un alto potencial de crecimiento.

“Nos asociamos con familias o con emprendedores que mantienen el control de su empresa y les ayudamos a crecer de una manera más rápida de lo que normalmente lo harían. Los ayudamos a internacionalizarse, a hacer compras inteligentes, a tomar decisiones de efectividad de fuerza de ventas, etcétera”, aclaró.

El objetivo: llevarlas a bolsa

Desde sus flamantes oficinas de las Lomas de Chapultepec, en la ciudad de México, Luis Cervantes explicó que General Atlantic no tiene un plazo definido para mantener la inversión en las empresas, pero normalmente se mantiene por entre siete y 10 años, buscando siempre, al final del proceso, ayudarlas a listarse en el mercado accionario.

El directivo acotó que, en cada transacción, General Atlantic invierte entre 70 y 400 millones de dólares, siendo el promedio en la región de 150 millones por transacción. “Al final del día, buscamos duplicar o triplicar la inversión inicial”, especificó.

El fondo trabaja en cuatro sectores claves a escala mundial: financiero, salud, tecnología e Internet y retail y consumo. En México ya está en los cuatro, aunque ve importantes oportunidades en el sector financiero. “Viene en los próximos años un dinámico crecimiento del crédito, que hoy en día es muy bajo. Están surgiendo bancos medianos y sofomes atendiendo a las pymes, un sector poco atendido por las grandes instituciones”, esclareció.

Según el entrevistado, General Atlantic ya ha ayudado a cerca de 200 empresas en el mundo a listarse en la Bolsa desde su fundación en 1980. Entre algunos de los ejemplos más importantes se encuentran Smile, el programa de lealtad y millas de la aerolínea brasileña Gol, así como la red social Facebook y el portal de comercio electrónico chino Alibaba,entre muchas otras.

Cervantes admitió que también hay buenas oportunidades de inversión en el sector salud.

Reformas

Las reformas aprobadas van a beneficiar a sectores clave para que General Atlantic pueda participar en ellos, sobre todo la de telecomunicaciones y la energética.

Al respecto, Luis Cervantes comentó lo siguiente: “Son dos sectores muy aptos para los capitales privados pues requieren de mucha inversión. Ahí queremos estar”.

El directivo indicó que hay fondos globales, fondos regionales y fondos locales. Luego están los fondos enfocados en minorías (como General Atlantic) y los fondos de control, que compran toda la empresa.

“Nosotros creemos en invertir detrás de familias emprendedoras que ya son exitosas. Es una fórmula ganadora que ha sido muy exitosa para ambas partes”, confesó.

Luego agregó esto: “Hay fondos piloto a los que les gusta manejar el avión y hacen a todos a un lado. Están los fondos pasajeros, a los que les gusta invertir entre 5 y 10% y sólo opinan. Nuestro enfoque es de ser copilotos, el avión seguirá piloteado por la familia con nuestra asesoría”.

Cervantes admitió que la forma de invertir de General Atlantic es identificando tendencias y encontrando empresas ganadoras. Una gran tendencia a nivel mundial, en este sentido, es el e-commerce.

Agave Labs, el fondo de las startups de tecnología

Agave labs es un fondo de capital semilla que fue fundado hace ya siete años en Guadalajara, Jalisco, por Andrew Kieffer, un ex empleado de Silicon Valley, en San Francisco.

Se mudó a Guadalajara simplemente “porque nos encanta México, no fue por otra razón, pero la ciudad de México se nos hacía muy grande”.

En entrevista, comentó que Agave Lab se enfoca en start-ups mexicanas de tecnología que tengan ideas innovadoras.

Cuenta que en el país ha encontrado grandes oportunidades de inversión dentro de los sectores de aplicaciones, distribución, y retail, siempre desde un enfoque tecnológico.

“Mas que un fondo somos un constructor de compañías. Desde nuestras instalaciones en Jalisco tenemos desarrolladores e ingenieros, tenemos toda la maquinaria aceitada para ayudar a crear una empresa”, aseguró.

Kieffer cuenta que el fondo es pequeño, de apenas 2 millones de dólares, y que por operación invierte cerca de 50,000 dólares.

Tal fue el caso de la aplicación para mercadotecnia digital VoxFeed, en la cual invirtió 50,000 dólares en el 2014 y ahora la firma factura más de 1 millón de dólares.

“Hemos así incrementado el valor de la empresa más de 3,700%”, recordó orgulloso el directivo.

Y agregó: “Esperamos que algún día alguien compre VoxFeed en 30 millones de dólares”.

El periodo en que Agave Labs se mantiene como inversionista es de entre tres a cinco años aproximadamente.

El entrevistado confirmó que este año el fondo de capital semilla apoyará a cerca de una o dos empresas más, pero en el 2016 lo hará con entre seis y siete startups.

Los negocios que le interesan a Agave Labs están relacionados con los sectores del transporte y los servicios financieros, así como los de la publicidad en línea y las redes sociales.

diego.ayala@eleconomista.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de