El Cártel de Juárez llega a su fin

Credito:

Ana Langner / El Economista

Nuevas expresiones de violencia en Ciudad Juárez, Chihuahua, sugieren que el final del cártel de Vicente Carrillo Fuentes podría estar más cerca de lo planeado, indicó la consultora Stratfor.

A través de un memorándum sobre seguridad titulado La fuerza del Cártel de Juárez es socavada, concluye que este cártel ha ido perdiendo el apoyo de la pandilla de Los Aztecas desde hace tiempo. Controlar las plazas de los Carrillo se limita a tres puentes que conducen a El Paso, Texas, en los que tienen una influencia mínima.

Mientras tanto, el Cártel de Sinaloa consolida su control sobre Juárez y se puede anticipar que los niveles de violencia siguen a la baja, similar a lo que han hecho en Tijuana, desde Sinaloa.

El 14 de enero, César Lorenzo Roque Flores, el presunto líder de una célula de Los Aztecas, y otros siete miembros de la banda fueron capturados en Ciudad Juárez, estado de Chihuahua. Doce armas de fuego y aproximadamente 7,000 cartuchos de municiones se decomisaron durante esta detención.

Los Aztecas, que predominantemente operan en Ciudad Juárez, El Paso y en las cárceles de México, han estado funcionando como pandilla principal para el cártel de Vicente Carrillo Fuentes; al igual que la mayoría de las bandas de América Latina, están descentralizados y se componen de varias células de forma independiente conocidas como camarillas. Sin embargo, información recientemente adquirida por Stratfor reevalúa la relación entre Los Aztecas.

La alianza entre estos grupos delictivos no se basa en los lazos familiares o de los “enemigos comunes que puedan enfrentar”, la relación entre este cártel y la pandilla demostraba para Stratfor un indicador de fortaleza. Por ello, si Los Aztecas muestran neutralidad o se inclinaban por el Cártel de Sinaloa, significaría que los Carrillo Fuentes habían perdido recursos para comprar su lealtad colectiva.

Stratfor indica que pandillas de Los Aztecas se dividieron por la lealtad o no a su cártel, y algunos de ellos pueden trabajar para el Cártel de Juárez y otros para Sinaloa.

“No es posible determinar el grado en el que Los Aztecas siguen siendo leales a los Carrillo Fuentes, pero las fuentes indican que parte de la violencia del 2011 en Ciudad Juárez fue causada por Los Aztecas, que luchan entre sí en nombre de uno o el otro cártel”.