prevención antilavado
La UIF supervisará a sofomes que migren
Las entidades saldrán del sistema financiero, pero podrán seguir realizando operaciones de crédito como entidades mercantiles.
Fernando Gutiérrez
Jun 19, 2015 |
0:32
compartir

Luego de que más de 600 entidades financieras cambiaron su figura legal de sociedad financiera de objeto múltiple (sofom) a entidades mercantiles, ya que no pudieron obtener la renovación de su registro, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) será la encargada de supervisarlas en materia de prevención de lavado de dinero.

De acuerdo con voces del sector de las sofomes, las entidades que no logren renovar su registro ante la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) saldrán del sistema financiero, pero eso no es garantía de que dejen de realizar operaciones crediticias, por lo que autoridades como la UIF y la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) tendrán que vigilarlas.

“Las autoridades competentes que supervisarán, regularán y detectarán las operaciones de las sociedades mercantiles serán la Profeco, el Servicio de Administración Tributaria y la UIF”, explicó en entrevista Nancy Campa, gerente de Finanzas y Contabilidad de la Asociación Mexicana de Entidades Financieras Especializadas.

La representante de la Amfe acotó que la Profeco implementará acciones para que las sociedades mercantiles no representen una competencia desleal para las sofomes y se igualen sus obligaciones, con el fin de que la cancha esté pareja para todas las organizaciones encargadas de ofrecer servicios financieros.

Perderán beneficios fiscales

“Cuando una entidad deja de ser sofom pierde muchos beneficios fiscales y en la parte de la reputación, al ya no pertenecer al sistema financiero mexicano, pierde el respaldo de la autoridad financiera”, acotó Campa.

La directiva de la AMFE destacó que existen entidades que, pese a ser mercantiles, cumplen con todos los requerimientos para ofrecer servicios financieros, sólo que por sus planes de negocio no pueden migrar a otra figura del sistema financiero.

“Existen entidades que siempre han sido mercantiles y que tienen buenas prácticas y cumplen con toda la ética” en su negocio, refirió Campa.

Respecto de las sociedades mercantiles, Lamberto Corral, presidente de la Asociación de Sociedades Financieras de Objeto Múltiple de México, indicó que al ya no ser sofomes, estas instituciones podrían tener una vida sólo de tres años más.

Esto -explicó- porque no pueden ser sujetas de líneas de crédito de la banca de desarrollo, por lo que si no tienen recursos que sustenten su viabilidad más allá de los tres años, en definitiva desaparecerán.

fernando.gutierrez@eleconomista.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de