medidas más estrictas para prevención de lavado de dinero, la causa
Intermediarios financieros denuncian mercado alterno sin supervisión
La autoridad no puede ir de manera frontal contra estas entidades.
compartir

Con la llegada de medidas más estrictas para prevenir el lavado de dinero en el sistema financiero, los intermediarios financieros no bancarios tienen que hacer un esfuerzo para apegarse a dichos lineamientos; sin embargo, hay otros que prefieren evadir la regulación y operar fuera del sistema financiero, lo que representa competencia desleal para los que sí cumplen, denunciaron organismos representantes de estas entidades.

Durante el cuarto Foro de Prevención de Lavado de Dinero y Financiamiento al Terrorismo, representantes de sociedades financieras de objeto múltiple (sofomes), de centros cambiarios y de microfinancieras indicaron que la autoridad no tiene la facultad de irse contra entidades que operan fuera del sistema financiero pero que realizan actividades financieras.

“Las entidades que operan fuera del sistema financiero y dan servicios financieros (mejor conocidas como sociedades mercantiles) son una competencia desleal, porque nosotros, las que estamos dentro del sistema financiero, tenemos un costo regulatorio altísimo por ser parte del sistema y estas empresas mercantiles no lo tienen y eso hace que sean competidores desleales”, expresó Chemaya Mizrahi Fernández, presidente de la Asociación de Sofomes en México (Asofom).

Por su parte, Germán Castro, presidente de la Asociación Nacional de Centros Cambiarios y Transmisores de Dinero (Ancec-Td), indicó que el proceso para adoptar medidas antilavado en este tipo de entidades resulta muy costoso, por lo que muchas instituciones han optado por operar en la informalidad.

“Este proceso de adoptar las medidas antilavado para que se nos dé aceptación y reconocimiento nos ha costado muy caro (...) estamos hablando de que hay que capacitar, tener sistemas, tener alertas ; todo esto ha sido muy costoso para entidades que somos pequeñas, que estamos enfocadas al cambio de divisas al menudeo”, explicó Castro en el foro organizado por la firma TM Sourcing.

“Es evidente-agregó Castro- que la informalidad permea en este país. Para la autoridad está a la vista y, sin embargo, las respuesta es que faltan facultades para irse contra esos centros cambiarios que no tienen registro para operar”.

Para Juan Francisco Fernández, consejero de la asociación de microfinancieras ProDesarrollo, no hay duda de que toda la regulación en materia de prevención de lavado de dinero y financiamiento al terrorismo representa un alto costo para las entidades financieras, sobre todo para aquellas de menor tamaño.

“Representa un costo fijo alto tener un oficial de cumplimiento que tenga la capacidad, la vocación de pasar el examen para acreditarse en materia de prevención de lavado; tener sistemas que cumplan con todo el tema de alertas, revisiones, bases de datos (...) Todo esto es un costo demasiado relevante; es un reto para empresas de menor escala cumplir con todos estos requerimientos”, explicó Francisco Fernández.

Propuestas

Para los representantes de los intermediarios financieros no bancarios, los cuales representan alrededor de 67% de todo el sistema financiero, puede haber incentivos y medidas que acoten el mercado informal dedicado a los servicios financieros.

“Se ha hablado con la autoridad, en especial con la Unidad de Banca, Valores y Ahorro de la Secretaría de Hacienda, para si bien no prohibir que una empresa no financiera se dedique a productos financieros, buscar incentivos concretos, sobre todo en materia fiscal, para que los empresarios no opten por salirse del sistema financiero”, explicó Chemaya Mizrahi.

De acuerdo con el representante de los centros cambiarios y transmisores de dinero, lo que se necesita para atacar este mercado informal de servicios financieros son modificaciones a la ley, pues la autoridad, según lo que su jurisdicción le permite, no puede ir de manera frontal contra estas entidades.

“Lo que trataremos a mediano plazo es modificar la ley, no con la autoridad (...) sino en lo que se necesita modificar para que la autoridad tenga la facultad de ir contra quienes sí están dañando la imagen de nuestros sectores y de la economía”, explicó Castro.

fernando.gutierrez@eleconomista.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de