no son negocio
Trabajadores independientes, un gran pendiente de las afores
Los trabajadores independientes como comerciantes, freelancers, doctores, dentistas o abogados son un sector que ha sido olvidado por las afores, pues de las más de 58 millones de cuentas que administran, sólo 0.5% es de personas que no cotizan en el IMSS o el ISSSTE.
Las afores no han realizado una labor de convencimiento con los trabajadores independientes. Foto EE: Fernando Villa Del Ángel
compartir

Los trabajadores independientes como comerciantes, freelancers, doctores, dentistas o abogados son un sector que ha sido olvidado por las administradoras de fondos para el retiro (afores), pues de las más de 58 millones de cuentas que administran, sólo 0.5% es de personas que no cotizan en el IMSS o el ISSSTE.

De acuerdo con datos de la Comisión Nacional del Sistema de Ahorro para el Retiro, de enero a mayo de este año las afores registraron 272,380 cuentas de trabajadores independientes, lo que significó un incremento de apenas 2.3% respecto del mismo periodo del 2016.

De este total, Coppel concentra 93% con un total de 252,506 cuentas, pero respecto del año anterior sólo significó un incruento de 0.7 por ciento.

PensionISSSTE registra 13,780 cuentas de trabajadores independientes, un incremento de 19%, mientras que Banamex tiene 1,853 cuentas, lo que significó un incremento de 550%, debido a que en el 2016 apenas registraba 285 cuentas.

De la misma manera se encuentra Sura, que un año antes reportaba 113 cuentas, y para el cierre de mayo del 2017 ya eran 325, es decir, tuvo un incremento de 187%; XXI Banorte registró un incremento de 15%, con un total de 1,526 cuentas.

Las afores que menos interés muestran por los trabajadores independientes son Azteca, pues sólo registra una cuenta; Invercap tiene 45; Principal, 47, e Inbursa, 143.

No son cuentas rentables para las afores

Gerardo López, experto en pensiones de la Universidad Panamericana, explicó que para las afores, los trabajadores independientes no son tan atractivos porque su administración representa un costo mayor a las cuentas de trabajadores que sí cotizan en el IMSS o el ISSSTE.

“Como los trabajadores independientes no hacen aportaciones obligatorias, el ahorro que hacen para su retiro es muy regular, y eso representa un costo para las afores que no pueden recuperar fácilmente como con las cuentas de los empleados que sí cotizan”.

Entonces, como no resulta un negocio atractivo, no realizan una labor de convencimiento o de comercialización como sí lo hacen con los trabajadores afiliados, expuso.

Detalló que las afores, al igual que el gobierno federal, deberían implementar campañas o programa especiales que promuevan mayor información a los trabajadores independientes sobre los beneficios de contar con una afore y de hacer aportaciones voluntarias de manera constante.

Millennials, otro pendiente

Carlos Lozano, director general de Nathal Actuarios Consultores, mencionó que la llamada generación Millennial es un sector donde las afores deben prestar más atención, sobre todo por su intermitencia en el campo laboral, pues constantemente están migrando de la formalidad a la informalidad.

“De cada 100 empresas que nacen hoy en día, sólo 10 sobreviven en los próximos cinco años. Entonces quién va a dar trabajo si las empresas se mueren rápido. Se tiene que buscar mecanismos para que las nuevas generaciones de trabajadores puedan seguir con su ahorro para el retiro”.

Pedro Vásquez Colmenares, experto en pensiones y socio director de Marpex Consultores, comentó que si se busca que la gente esté más involucrada con su afore, debería adaptarla como un documento oficial como el INE; es decir que si no tienes una cuenta de ahorro para el retiro, no podrás sacar un pasaporte o licencia de conducir.

elizabeth.albarran@eleconomista.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista es una empresa de