Ilse regresó por propio pie seis años después
Ilse Michel fue sustraída del albergue Casitas del Sur, cuando tenía 9 años. Ella fue una de los 14 niños que desaparecieron del resguardo de la Iglesia Cristiana Restaurada, a donde eran entregados por la procuraduría capitalina.
Ilse Michel es una de los 14 niños que desaparecieron del resguardo de la Iglesia Cristiana Restaurada en 2008 Fotos: Especiales

La aparición de Ilse Michel no exime a las autoridades de su responsabilidad frente a los niños víctimas en Casitas del Sur de la Iglesia Cristiana Restaurada, denunció la Red por los Derechos de la Infancia (Redim).

La organización, encabezada por Juan Martín Pérez, exhibió que hasta la fecha no se ha cumplido a cabalidad la recomendación 04/2009 de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal (CDHDF), dirigida a la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), a la Secretaría de Desarrollo Social del Distrito Federal (SEDESO) y al Sistema para el Desarrollo Integral de la Familia del Distrito Federal (DIF-DF).

Asimismo resaltó que continúa pendiente la creación de la Defensoría de los Derechos de la Infancia en el DF, decretada por ley en 2010 y que cuenta con un presupuesto etiquetado por 119 millones de pesos.

SIN EXPLICACIONES

Este lunes se dio a conocer de manera oficial que luego de seis años de haber sido sustraída del albergue Casitas del Sur, la niña Ilse Michel regresó con su familia. La menor es una de los 14 niños que desaparecieron del resguardo de la Iglesia Cristiana Restaurada (11 de Casitas de Sur y tres del Centro de Adaptación Social y Familiar de Monterrey, Nuevo León).

Vale destacar que existen 26 casos más de pequeños desaparecidos de instituciones relacionadas con Casitas del Sur en el Distrito Federal, Nuevo León, Hidalgo y Quintana Roo.

La Red señala que la detención del presidente del albergue, Antonio Domingo Paniagua, conocido como El Kelú, en 2010, no significa que haya existido plena justicia, pues persiste la impunidad de los funcionarios responsables de entregar a decenas de menores a la red de trata de personas.

“El mensaje de impunidad en este caso ha sido una constante. Es preocupante que las y los funcionarios implicados, pero sobre todo las instituciones de procuración e impartición de justicia, continúen realizando acciones como la canalización de niñas y niños sin que exista una verdadera valoración y determinación del interés superior del niño en cada uno de los casos”, condenó la Redim.

El organismo civil coordinado por Juan Martín Pérez expuso que pese a que investigaciones señalaron la existencia de irregularidades en la atención y protección de los menores en cuidados alternativos, los pequeños siguen en indefensión, pues no existen datos oficiales del número de lugares que prestan este servicio ni la forma en que desempeñan sus labores.

Al respecto la CDHDF, encabezada por Perla Gómez, recordó que faltan por recuperar nueve menores desaparecidos del mismo albergue en el que se encontraba Ilse Michel.

Aunque las autoridades han llevado a cabo diversas acciones y han implantado protocolos para la atención y seguimiento de los niños en situación de desamparo, estos instrumentos aún no dan resultados.

LA HISTORIA

En 2005, a la edad de 10 años, Ilse llegó al albergue temporal de la procuraduría capitalina en calidad de presunta víctima de violencia familiar. Dos años más tarde la niña fue trasladada al albergue Casitas del Sur de la Iglesia Cristiana Restaurada, cuya directora era en ese entonces Elvira Casco Majalco. En 2008 la abuela materna de Ilse Michel ganó la custodia de la menor y pasó a recogerla, pero al llegar la niña ya no se encontraba.

La indagatoria de este caso inició en el 2009 con motivo de una denuncia ciudadana recibida por la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada, por la desaparición de menores de edad de la casa-hogar Casitas del Sur, constituida como asociación civil llamada
Reintegración Social.

El 8 de marzo de 2012 la encargada del albergue Casitas del Sur, Braulia Valverde Vilchis, prófuga desde el 2009, fue detenida por la Policía Federal Ministerial en el municipio de Atotonilco de Tula, Hidalgo.

El ex diputado Agustín Castilla, quien fuera asesor de la familia de Ilse Michel, anunció a través de su cuenta oficial de Twitter que la hoy adolescente había sido enviada, con base en engaños, en un taxi al DF por la familia con quien estaba.

ana.langner@eleconomista.mx

24261 lecturas
0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista una empresa de