Reformas estructurales

México no debe confiarse en los resultados de las reformas estructurales —que tendrán efecto hasta el 2015— para su crecimiento económico; por el contrario, debe voltear a desarrollar el mercado interno.

Mientras no se complete el proceso de implementación de las reformas estructurales, no se pueden hacer estimaciones matemáticas de su impacto en el Producto Interno Bruto (PIB), explica el director de la iniciativa Brookings- CERES para América Latina, Ernesto Talvi.

El jueves de la semana pasada, BBVA Bancomer anunció la emisión de un bono por 750 millones de dólares en los mercados internacionales, con vencimiento a 10 años y una tasa de interés de 4.37 por ciento.

La crisis de la vivienderas, la disminución del gasto público, la contracción del sector minero y los efectos de los fenómenos naturales provocaron la “tormenta perfecta” para que la economía mexicana creciera sólo 1.1% en 2013, dijo BofAML.

Las seis reformas estructurales avaladas por el Congreso significan la transformación más notable del país desde el TLC, luego que impulsarán la inversión y la mejora del nivel de vida los mexicanos, dijo el secretario de Hacienda.

Distribuir contenido