Defensa de derechos digitales apenas comienza
México viola los tratados internacionales al permitir la vigilancia masiva de las comunicaciones de los ciudadanos, advirtió Katitza Rodríguez, EFF.
Julio Sánchez Onofre / El Economista
Ago 11, 2014 |
9:06

Con la promulgación de las leyes secundarias al sector de telecomunicaciones, México viola los tratados internacionales para proteger los derechos civiles y políticos al permitir la vigilancia masiva de las comunicaciones de los ciudadanos sin las salvaguardas para proteger los derechos de libertad de expresión y privacidad, advirtió Katitza Rodríguez, Electronic Frontier Foundation (EFF).

En una entrevista concedida el fin de semana pasado durante su visita a México para participar en los talleres del “Cripto rally” en el hackerspace Rancho Electrónico, la abogada recordó que en julio, un informe de la Alta Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Navi Pillay, declaró que la retención de datos de las comunicaciones electrónicas de los ciudadanos es “innecesaria, desproporcionada y violatoria” de los estándares internacionales de derechos humanos.

En la nueva legislación mexicana se establece una obligación a los operadores y proveedores de estos servicios a retener durante dos años los detalles sobre las comunicaciones de sus usuarios, y permite que las autoridades tengan acceso a esta información, incluyendo contenido y geolocalización de dispositivos, sin necesidad de que lo autorice la Corte.

“Esto significa que México está en violación de sus obligaciones internacionales de derechos humanos con la Ley Telecom porque México ha firmado el pacto internacional de derechos civiles y políticos International Covenant on Civil and Political Rights”, afirmó la representante de la EFF, una organización internacional con sede en Estados Unidos que busca defender los derechos de los ciudadanos en la esfera digital.

El informe, donde Pillay también se mostró preocupada por las crecientes iniciativas de los gobiernos por vigilar masivamente a los ciudadanos, fue dado a conocer dos días después de que el presidente Enrique Peña Nieto promulgara las leyes secundarias de telecomunicaciones.

”La Ley Telecom es sumamente preocupante, que la retención del dato del tráfico, de quién se comunica con quién y desde dónde es una tendencia que en Europa la Corte la ha invalidado y la tendencia de invalidar”, agregó la representante de la EFF.

Las leyes secundarias de telecomunicaciones fueron aprobadas por el Congreso y promulgadas por Peña Nieto el 14 de julio, a pesar de una serie de protestas en las calles y en medios digitales, previas por parte de la sociedad civil. Pero con su promulgación, la lucha por la defensa de los derechos digitales en México apenas comienza.

“Las peleas no se dan porque se aprobó la norma. La pelea recién empieza, todavía tienes esperanza desde el punto de vista legal para declararla inconstitucional. Ahora lo que tenemos que hacer es tomar medidas técnicas como usar la criptografía, o medidas legales para denunciar la ilegalidad”, consideró la también activista de la EFF.

El caso Europeo es una muestra. En el 2006, el Parlamento Europeo aprobó una legislación similar a la aprobada en México relativa al almacenamiento de la información de las comunicaciones de los ciudadanos, misma que fue invalidada en el 2014 luego de protestas masivas por parte de la sociedad civil y activistas, principalmente de Alemania.

“Tomó ocho años derrocarla porque hubo una ONG que inició un juicio apenas se aprobó la directiva primero a nivel nacional y luego a la Corte Europea. Los Europeos pensaron que no iban a ganar, entonces pasó lo de Edward Snowden, todo pasó tan rápido que los jueces empezaron a entender por qué los metadatos son tan importantes”, recordó Katitza Rodríguez, de la EFF.

Si bien existe una mayor conciencia sobre la privacidad de la información y los datos personales, aún podrían pasar varios años para que se genere un movimiento unificado de la ciudadanía en México en contra del espionaje y a favor de la privacidad.

Esto ocurrirá cuando los ciudadanos sufran los efectos directos de estas prácticas, como detenciones arbitrarias, intervención y censura en las comunicaciones electrónicas, consideró Cédric Laurant, fundador de Son Tus Datos, organización que busca promover la defensa de los derechos de privacidad y protección de datos de los usuarios de TIC e Internet en México.

“En México y América Latina van a existir situaciones políticas en las que la gente se da cuenta que estaban bajo vigilancia porque la policía tuvo acceso a sus comunicaciones. La fuerza con la que la historia de cada persona que ha vivido una guerra y una opresión va a ser posible que, en dos o tres décadas, la gente se dé cuenta de ello”, dijo.

Los 13 principios sobre la vigilancia de las comunicaciones
Haz clic en la imagen para ampliarla

HAY OPTIMISMO

A pesar del panorama poco favorecedor para los derechos de la privacidad, libertad de expresión y seguridad en los ambientes digitales, aún hay optimismo entre los defensores de los derechos digitales.

Las revelaciones de Edward Snowden de hace un año han acelerado los avances de los litigios que la EFF ha iniciado desde el 2006 en contra de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos (NSA) que arrancaron luego de que el informante y ex trabajador de AT&T, Mark Klein, revelara a la EFF una colusión entre la operadora de telecomunicaciones y el gobierno de Estados Unidos para entregar registros de todas las comunicaciones y tráfico de Internet de los usuarios a la NSA.

Katitza Rodríguez aseguró que los procesos legales estaban detenidos por tratarse de asuntos que, según las autoridades, debían ser secretos por cuestiones de seguridad nacional.

"Creemos que nuestro caso está avanzando, ha habido movimientos en nuestro caso de manera acelerada entonces tenemos la esperanza de que podemos ganar en la Corte. Sabemos que es un tema complejo a distintos niveles pero todavía tenemos una luz en nuestro caso", dijo.

Cédric Laurant, de Son Tus Datos, también ve que por parte de grandes compañías como Facebook, Google, Microsoft o Yahoo! ha existido una respuesta al implementar sistemas de cifrado en los correos electrónicos así como la publicación de reportes de transparencia sobre la colaboración con las autoridades en la divulgación de información.

El experto recordó, por ejemplo, la compra de la firma de seguridad PrivateCore por parte de Facebook para proteger equipo de cómputo y centros de datos a través del cifrado de información; o la defensa que ha emprendido Microsoft en contra del gobierno estadounidense en la Corte para evitar la entrega de datos de los usuarios alojados fuera de los servidores de Estados Unidos.

“Microsoft pagó abogados para defender el caso porque tiene mucho más por perder en el mercado y en la confianza del usuario, que se va a dar cuenta que por ser una empresa estadounidense, está obligada a dar esos datos”, dijo. Laurant.

Si bien el camino es largo principalmente en materia de educación y el uso de tecnologías como el software libre o comunicaciones cifradas, así como crear una cultura de defensa a los derechos digitales y la privacidad, el llamado de Katitza Rodríguez, de la EFF es contundente: “Si no exigimos ahora nuestros derechos digitales, van a desaparecer”.

julio.sanchez@eleconomista.mx

0 Comentarios
Comentarios
Periódico El Economista una empresa de